NUESTRO HOGAR ES AUSCHWITZ: EXTERMINIO DE FAMILIARES

Posted on 4 enero, 2012

0


(Varios prisioneros polacos discuten sobre las condiciones del campo y sus experiencias):

       “- ¡Los judíos, ya sabéis cómo son los judíos! –Staszek fue el primero en intervenir-. ¡También se dedican a hacer negocios en el campo! ¡Y hasta en el crematorio! Son capaces de vender a su propia madre por un plato de nabos. Escuchad, un día estábamos por la mañana en el Arbeitskommando (komando de trabajo), preparados para ir al trabajo: chicos fuertes, alegres, ¿por qué no? A mi lado estaba un amigo mío, Mojsze, que trabajaba de contable y que ahora se había convertido en Sonder. Los dos somos de Mlawa, ya sabéis como son estas cosas del paisanaje; ambos éramos amigos y comerciantes, había entre nosotros una relación de respeto y confianza mutuos. “¿Qué tal estas, Mojsze? ¿Por qué estás tan raro?”, le pregunto yo. “He recibido una foto de mi familia”, me responde. “Entonces, ¿de qué te preocupas? Todo está bien”, le digo. “¡Vete a la mierda! La foto es de mi padre, a quien yo mismo envié al crematorio”. “¡Qué me dices! ¡No puede ser!”, exclamo sorprendido. “Sí que puede ser. Mi padre llegó en un cargamento. Cuando iba a entrar en la cámara de gas, donde yo estaba metiendo a la gente, me vio y se me echó al cuello; empezó a besarme y a preguntarme qué le iba a ocurrir a continuación, y a decirme que estaba hambriento porque llevaban dos días sin comer. De repente se oyeron los gritos del Komandoführer que me ordenaba seguir trabajando. ¿Qué iba a hacer? Vete, padre –le dije-, date un baño; después hablaremos, ya ves que ahora no tengo tiempo.” Y mi padre se fue a la cámara. Las fotos las saqué luego de su ropa. ¿Entiendes ahora por qué no me siento bien al ver estas fotografías?”

            Nos echamos a reír.auschwitz4_600

 – Podemos estar contentos, porque no gasean a los arios. Que hagan con nosotros cualquier cosa, menos eso –añadió Staszek.

 – Antes sí nos gaseaban –dijo el Pfleger (enfermero) más veterano, que siempre participaba en nuestras tertulias-. Yo llevo mucho tiempo en este bloque y tengo buena memoria. ¡Cuántas personas he llevado al gas, a amigos y conocidos de mi propia ciudad! Ya ni me acuerdo de sus caras; son como una masa informe y anónima.”

(BOROWSKI, Tadeusz: Nuestro hogar es Auschwitz, Alba editores, 2004, pag.54-55)

PREGUNTAS:

  1. ¿A qué dilema se enfrenta Mojsze, el protagonista de la anécdota, cuando su padre llega al campo de exterminio?  ¿Cómo decide actuar? ¿Por qué? Trata de extraer todas las implicaciones y consecuencias morales que tiene su decisión.
  2. Trata de imaginar otras formas posibles de actuación de Mojsze al saber que tiene que conducir a su padre a la cámara de gas. ¿Qué consecuencias morales y físicas para él habrían podido tener esas otras formas de actuar?
  3. A partir del texto, los otros prisioneros ¿qué opinión tienen de los judíos que trabajan en el Sonderkomando? ¿Por qué crees que Staszek dedica varias frases a explicar por qué es amigo de Mojsze?
  4. La “despersonalización” de la víctima, (es decir, la pérdida de su condición humana para pasar a ser meramente un número de serie, un mero trabajo), por parte del verdugo, o de quien colabora en su exterminio, aparece reflejado en la observación última del  Pfleger. ¿De qué manera se muestra esta “despersonalización”? ¿Qué      finalidad podía tener?
Anuncios