SONDERKOMMANDO: LITERAS

Posted on 11 julio, 2012

0



¿Y las literas?

No sé si podían llamarse “literas”… Estábamos colocados en tres niveles, con cinco personas, por lo menos, en cada “litera”. Personalmente, no tuve demasiados problemas para conservar mi lugar fijo en la cuarentena.

Al principio, no sabíamos qué lugares eran mejores. Muy pronto me di cuenta de que las plazas de arriba estaban demasiado cerca de las ventanas. Ahora bien, en Birkenau las ventanas a menudo estaban rotas, lo que en invierno dejaba pasar un viento gélido. Pero las literas de abajo tampoco eran ideales. Recibías en la cabeza cosas bastante desagradables, cuando los prisioneros no podían levantarse par ir a las letrinas. Cuando había una disputa por el lugar, el kapo intervenía con violencia para resolver el problema.

  (SHLOMO VENEZIA: Sonderkommando, RBA, 2010, pag. 63)

Anuncios
Etiquetado: ,