Browsing All posts tagged under »Grossaktion«

CONVERSACIONES CON UN VERDUGO: VOLADURA DE LA SINAGOGA DEL GUETO

septiembre 24, 2014

0

– Les podría contar, señores –dijo Stroop un día de noviembre-, miles de detalles sobre los últimos días de la Gran Acción, pero les aburrirían. Ya conocen bien un sinfín de detalles y acontecimientos. No quiero repetirme. El levantamiento se extinguía poco a poco. Las patrullas nocturnas encontraban pocos sublevados. Durante el día capturábamos como […]

CONVERSACIONES CON UN VERDUGO: GROSSAKTION. DIA 3

septiembre 1, 2014

0

– Al día siguiente, el Miércoles Santo, atacamos de nuevo  los mismos edificios, desde la mañana, pero conseguimos limpiar de infrahombres sólo una parte del complejo. Allí no había una docena, sino cerca de setenta búnkeres. Los combates fueron encarnizados. El enemigo nos atacaba con granadas, minas, cócteles molotov y fuego de pistolas. Los judíos, […]

CONVERSACIONES CON UN VERDUGO: GROSSAKTION. DÍA 2

agosto 26, 2014

0

A las siete de la mañana los destacamentos de asalto avanzados penetraron de nuevo en el gueto. Los había dividido en pelotones de treinta y seis hombres, mandados por un oficial o un suboficial. Había ordenado al comandante de la Policía Sternagel (que dirigía la acción sobre el terreno) entrar con cuidado en el terreno […]

CONVERSACIONES CON UN VERDUGO: GROSSAKTION. DÍA 1

julio 28, 2014

0

Lo primero que hice cuando tomé el mando de las tropas fue poner un poco de orden y sosiego. Ofrecí a todo el mundo una copa de vodka o un vaso de vino. Además, aumenté su fuerza de asalto al reforzar el contingente con los efectivos de la 3ª División de granaderos blindados y de […]

CONVERSACIONES CON UN VERDUGO: INICIO DE LA GROSSAKTION

julio 22, 2014

0

Al día siguiente fui a la oficina de Von Sammern en la avenida de Ujazdowskie, entre las calles de Piekna y Chopin. Era domingo. Estaban ultimando los preparativos para l operación contra el gueto prevista para el 19 de abril a las seis de la mañana. Cuando entré en el despacho, Von Sammern parecía desconcertado. […]